Castilla-La Mancha implantará el “Smart Rural” para que los ayuntamientos puedan digitalizar la gestión de servicios públicos

Estamos viviendo cambios muy profundos y en breves espacios de tiempo. Todo se transforma deprisa y las innovaciones tecnológicas, que surgen casi a diario, modifican irremediablemente lo que hacemos y cómo lo hacemos en todas las esferas de nuestra vida, tanto en el ámbito personal, como profesional y empresarial. La conectividad; el aprendizaje automático de las máquinas; los dispositivos tecnológicos cada vez más avanzados y presentes en nuestras vidas; algoritmos que resuelven tareas cada vez más complejas; sistemas de reconocimiento de voz; robótica industrial, etc. En definitiva, una disrupción tecnológica sin precedentes en la Historia que, además de plantearnos importantes retos, puede servirnos para avanzar hacia un mundo mejor, sin dejar a nadie atrás.

El Gobierno regional de Castilla-La Mancha está poniendo en marcha, junto con la ayuda de otras comunidades autónomas, una iniciativa para obtener fondos de recuperación de la Unión Europea, los conocidos comoNext Generation EU, con el objetivo de implantar el programa “Smart Rural”

El programa “Smart Rural” es un proyecto que permitirá a las entidades públicas digitalizar cualquier trámite de gestión. Su objetivo es promover la igualdad de condiciones entre el medio rural y las ciudades, facilitando a la ciudadanía realizar cualquier tipo de gestión en los servicios públicos y reduciendo la brecha digital que siempre ha existido entre el mundo rural y el urbano.

 

¿Qué beneficios ofrece la digitalización de las gestiones administrativas?

Beneficios, muchos. Una mayor eficiencia en la gestión de los servicios públicos se traduce en una mayor calidad de vida de la ciudadanía, algo que persiguen los municipios afectados por la despoblación.

Cuanto más facilidades tenga la población para tramitar simples gestiones administrativas desde la comodidad de su casa y para sus actividades diarias menor será la necesidad de trasladarse a vivir a los grandes núcleos de población, y por ende, se podría frenar, incluso reducir, la mencionada despoblación de los pequeños municipios, que ofrecen otros atractivos que no se encuentran en las grandes poblaciones. En consecuencia, también la actividad económica se incrementará en la zona. 

 

Además, es evidente en estos tiempos la relación entre el ocio y el uso de las tecnologías. Entre los ejemplos más claros: reservas para ir al cine o teatro, para salir a cenar, o simplemente para comprar online. Estos pequeños gestos que se hacen con nuestros dispositivos a diario, pero que necesitan de una buena conexión a internet para llevarlos a cabo. 

Castilla-La Mancha es una de las primeras comunidades autónomas en cobertura de telecomunicaciones con más de un 96% de los habitantes con cobertura de Fibra Óptica, 99,5% de 4G y 75% en 5G.

La transformación digital se muestra imparable, pero plantea retos y desafíos

Estamos viviendo cambios muy profundos y en breves espacios de tiempo. Todo se transforma deprisa y las innovaciones tecnológicas, que surgen casi a diario, modifican irremediablemente lo que hacemos y cómo lo hacemos en todas las esferas de nuestra vida, tanto en el ámbito personal, como profesional y empresarial. La conectividad; el aprendizaje automático de las máquinas; los dispositivos tecnológicos cada vez más avanzados y presentes en nuestras vidas; algoritmos que resuelven tareas cada vez más complejas; sistemas de reconocimiento de voz; robótica industrial, etc. En definitiva, una disrupción tecnológica sin precedentes en la Historia que, además de plantearnos importantes retos, puede servirnos para avanzar hacia un mundo mejor, sin dejar a nadie atrás.

En esta dirección, la Cuarta Revolución Industrial y la transformación digital que implica, plantea retos y desafíos, pero, sobre todo, nos abre un abanico de oportunidades para mejorar la vida de las personas, impulsar el desarrollo económico y social de todos los territorios y de las personas que habitan en ellos, abrazando la diversidad y el progreso compartido.

Castilla-La Mancha afronta esta época de oportunidades con entusiasmo y apuesta por la información, el conocimiento y el desarrollo de las competencias digitales de la ciudadanía como uno de los principales pilares para garantizar un desarrollo rural y urbano sostenible, equitativo e inclusivo

El Centro de Desarrollo de Competencias Digitales de Castilla-La Mancha, “Bilib”, se convierte en el centro catalizador de recursos formativos de calidad dirigidos a la capacitación y el aprendizaje permanente de los ciudadanos y ciudadanas de Castilla-La Mancha.

“Bilib” facilita la transformación digital de la región, poniendo a disposición de la ciudadanía, cursos tanto presenciales como online en competencias digitales. Trabaja con el principal objetivo de formar, capacitar y apoyar a la ciudadanía de Castilla-La Mancha ante los desafíos que afronta. Desafíos que requieren de soluciones innovadoras que dependen, en gran medida, del desarrollo de las competencias digitales personales.

Con este fin “Bilib” pone en marcha FORMADOS, una plataforma online para el desarrollo de competencias digitales de la ciudadanía que dispone de más de 60 cursos online gratuitos adaptados a todos los niveles

Mejora tus competencias digitales

Si te interesa mejorar tus habilidades digitales te animamos a que visites Formados y realices alguno de nuestros cursos gratuitos, tienes más de 60 donde elegir:

- Curso para mejorar la empleabilidad a través de las competencias digitales

- Curso de Competencias Digitales clave para la ciudadanía

- Curso de Transformación Digital del sector educativo

- Curso de Pensamiento crítico en un mundo digital

 

Ahora que ya eres conocedor de cómo la digitalización está presente en tu vida ¿Te ha resultado interesante este post?. Si es así, te aconsejamos que nos visites y que te pongas en contacto con nosotros. ¡Estaremos encantados de ayudarte!

 

Valoración:  

Sin votar aún. ¿Se el primero en valorar esta noticia! Pulsa para enviar tu valoración.